Vídeo

Guillermo y Máxima de Holanda piden perdón en un vídeo insólito por sus vacaciones en Grecia

Guillermo y Máxima de Holanda piden perdón en un vídeo insólito por sus vacaciones en Grecia

Los Reyes aseguran que están «arrepentidos de corazón», que están comprometidos con la causa del coronavirus, pero que tampoco son «infalibles»

Fue el pasado sábado cuando Guillermo y Máxima de Holanda decidieron dar por concluidas sus vacaciones en Grecia y volver a los Países Bajos. Los Reyes permanecieron en su villa privada en Kranidi (a 160 kilómetros de Atenas y con unas vistas privilegiadas al mar Egeo) 24 horas escasas.

Guillermo y Máxima de Holanda querían pasar la festividad de Todos los Santos en Grecia, una semana de descanso que coincidió con las recomendaciones del gobierno de su país a todos los ciudadanos de desplazarse «lo menos posible» debido a la crisis sanitaria. Por eso, al poner un pie en Grecia, los Reyes recibieron todo tipo de críticas. «Cancelamos nuestras vacaciones. Hemos visto la reacción de la gente plasmada en la presa, y es intensa y nos afecta», señalaron en un comunicado, al tiempo que añadieron que no querían que hubiera dudas sobre la necesidad de observar las medidas de seguridad para combatir el virus. «Una polémica como la de estas vacaciones no tiene cabida aquí», concluían los Reyes.

Parecía que con la vuelta de los Reyes a su residencia de La Haya todo estaba zanjado. Un fotógrafo captó su llegada a casa junto a su hija pequeña, la princesa Ariadna. Sin embargo, la tensión y la polémica volvió ayer por la tarde, cuando se supo que sus otras dos hijas, la princesa heredera Amalia y la princesa Alexia, se habían quedado en Grecia. La razón por la que permanecieron allí, según el gobierno neerlandés, tiene que ver con que no había asientos disponibles para toda la familia en el vuelo de la compañía KLM, con la que volvieron a los Países Bajos. Aún con las explicaciones, en estos momentos tan complicados, donde dar ejemplo por parte de las autoridades e instituciones es lo primero, los Reyes se han visto obligados a difundir un vídeo en el que piden perdón públicamente a los ciudadanos.

«Me dirijo a vosotros arrepentido de corazón», comienza Guillermo de Holanda, sentado junto a la Reina. Y añade: «Nuestro viaje a Grecia ha provocado una reacción muy fuerte en muchos holandeses. Nos duele haber traicionado la confianza que tenéis en nosotros. Incluso aunque nuestro viaje era conforme a la regulación, fue muy poco prudente no tener en cuenta el impacto de las nuevas restricciones en nuestra sociedad».

Cuenta el Rey Guillermo que «la decisión de regresar» la tomaron al darse cuenta de que había sido un error haberse ido: «Desde el comienzo de la crisis del coronavirus, hemos hecho lo posible para estar ahí para cualquiera que necesitara apoyo en estos tiempos inciertos. Es un momento difícil para todo el mundo. Un momento de limitaciones y preocupaciones. También de miedo, rabia e inseguridad. Hemos podido conocer historias conmovedoras en los numerosos encuentros que hemos mantenido, tanto en persona como de manera virtual. Nos sentimos conectados a vosotros y con todas las personas que han quedado directa o indirectamente afectadas».

El Rey concluye diciendo que la intención de él y de la Reina es continuar trabajando con los ciudadanos «para mantener bajo control al coronavirus». Y para que todo el mundo en el país pueda retomar sus vidas normales tan pronto como sea posible. «Eso es lo más importante ahora y es lo que continuaremos haciendo como mejor podamos. Estamos comprometidos. Pero no somos infalibles», concluye en el vídeo.

Ver los comentarios