Vida

Una nueva enfermedad asola a la familia de Alessandro Lequio

Una nueva enfermedad asola a la familia de Alessandro Lequio

La actual mujer del conde Lequio ha sido su máximo apoyo durante estas semanas de máximo dolor, siempre en un discreto segundo plano

Alessandro Lequio y Ana Obregón no levantan cabeza desde la muerte en Barcelona de su único hijo en común, Álex, el pasado 13 de mayo tras una batalla de más de dos años contra el cáncer a los 27 años de edad.

El dolor que comparten la actriz y el aristócrata italiano ha mostrado estos días la unión que existe entre ellos. El colaborador de televisión de «El Programa de Ana Rosa» tiene dos hijos más: Clemente, fruto de su matrimonio con Antonia Dell’Atte, y Ginevra, de su unión con María Palacios.

María Palacios y Álessandro Lequio - Gtres

La actual mujer del conde Lequio ha sido su máximo apoyo durante estas semanas de máximo dolor, siempre en un discreto segundo plano hasta la semana pasada que contestó por primera vez a los periodistas. «Cualquier palabra se queda corta para explicar el dolor que siente la familia», dijo de forma educada. También aprovechó para agradecer el apoyo recibido durante estos días tan trágicos para la familia.

María Palacios también se enfrenta a una dura enfermedad dentro de su familia. Y es que, tal y como publicó la revista «¡Hola!» la semana pasada, su hermano pequeño -y por lo tanto cuñado de Alessandro Lequio- Borja Palacios, está enfermo y se encuentra en estos momentos recibiendo tratamiento médico.

María Palacios y su hermano Borja acuden al entierro de Álex Lequio - Gtres

El joven y Álex Lequio mantenía una estrecha amistad, llegando incluso a tratarse como auténticos hermanos. «Teníamos ocho añitos cuando nuestras vidas se cruzaron contra todo pronóstico. Desde entonces, siempre me llamabas tu "hermano mayor". Pero estaba equivocado... Tú eres el hermano mayor. La lección que me has dado estos dos años jamás la olvidaré y la llevaré por bandera. Yo sigo en la batalla, y aunque jamás la libraré con la misma fuerza y valor que tú, te juro que la ganaré por ti, POPOS. Lo que has hecho en la vida tendrá su eco en la eternidad. See you soon ¡gladiador! Love you!», fue la despedida que le hizo Borja al que consideraba uno más en su familia.