Vida

Miguel Bosé reaparece en Madrid con un sorprendente cambio físico

Miguel Bosé reaparece en Madrid con un sorprendente cambio físico

El cantante ha sido inmortalizado por las cámaras comprando flores en unos grandes almacenes de la capital

Miguel Bosé (65 años) ha llevado en los últimos años una vida discreta para evitar copar titulares en la prensa del corazón, pero su ruptura con Nacho Palau tras 26 años de relación ininterrumpida -como decía el comunicado de la separación de esta pareja que hasta la fecha no se sabía que estaba unida-, le devolvió a la primera plana. Las discrepancias entre el cantante y el escultor y la separación de los cuatro hijos de la expareja (dos viven en México con Bosé y los otros dos en Valencia con Palau) dejaron muy claro que la cosa no se iba a quedar en una sencilla ruptura. Se espera que en octubre se celebre el juicio de la demanda de filiación.

El cantante se ha tenido que enfrentar hace pocos meses a la muerte de su querida madre, Lucía Bosé, de la que ni siquiera se pudo despedir. Murió el 23 de marzo, víctima del coronavirus en un hospital de Segovia. Desde entonces no levanta cabeza, según han asegurado fuentes cercanas al artista. Regresó a Madrid y se instaló en su casa de Somosaguas para celebrar un funeral íntimo a su madre pero hasta ahora no había imágenes de Miguel Bosé.

Este martes ha sido captado por las cámaras comprando flores solo, con semblante serio y con algún kilo de más. Visiblemente más desmejorado que su última aparición pública, Miguel Bosé, que luce un pantalón de chándal negro y polo de manga larga de la misma tonalidad, aparece cargando varios ramos de flores rojas, rosas y amarillas en su coche.

Cabreado por la presencia de las cámaras y las preguntas sobre la intervención de su expareja Nacho Palau en un programa de televisión, Miguel Bosé metió rápidamente las compras en el automóvil y lanzó el carro de la compra con fuerza y sin mediar palabra.

Comentarios