Vida

La mujer de Messi se reinventa como modelo de «fitness» tras su fracaso empresarial

La mujer de Messi se reinventa como modelo de «fitness» tras su fracaso empresarial

Antonela Roccuzzo saca partido a su enorme tirón en las redes con sus entrenamientos deportivos

Es una de las WAGs más conocidas en todo el mundo. Y, gracias al poderío de su marido, Leo Messi (32 años), Antonela Roccuzzo (31) ya puede decir que es una verdadera influencer: en su cuenta de Instagram acumula algo más de 12 millones de seguidores, casi 4 millones menos que una «galáctica» Georgina Rodríguez (26). A diferencia de la novia de Cristiano Ronaldo (35), hasta hace unas semanas la esposa de La Pulga no encontraba la manera de sacarle verdadero rédito a su tirón en internet. Aunque tras su fallido intento de asentarse como empresaria de moda en Barcelona -a bordo de la marca de calzado Sarkay-, desde el pasado diciembre busca consagrarse como modelo en el universo fitness exhibiendo sus rutinas deportivas y luciendo palmito en ropa sport. Para las marcas que publicita -sobre todo Adidas-, ya es un filón.

En las últimas semanas no han sido pocos los sorprendidos por el impactante cambio en el perfil de Antonela, quien de manera gradual ha ido alternando las clásicas estampas familiares en compañía de Messi y los pequeños Thiago, Ciro y Mateo con sus imágenes en pleno entrenamiento, del boxeo a los abdominales. Ella, a quien jamás se le ha oído la voz en público, interactúa con sus seguidores mostrando sus entrenamientos o pidiendo consejos como, por ejemplo, qué canciones utilizar para sus sesiones en el gimnasio. Más allá de Adidas, Roccuzzo también se deja querer por marcas de lujo como Chanel, Louis Vuitton o Kenzo.

Instagram

Entre los artífices del gran cambio de Antonela -a quienes ella misma publicita a través de sus redes sociales- se encuentra el fotógrafo de moda sevillano Jesús Isnard, quien, a sus 23 años, ya ha trabajado para Dior y Armani. También, el salón de belleza Vanitas Espai, en la Ciudad Condal, responsable de que luzca impecable en sus fotos en las redes.

El nuevo viraje profesional de Antonela Roccuzzo cuenta con la aprobación entusiastas de otras primeras damas del fútbol. Sus amigas incondicionales, Sofía Balbi -casada con el uruguayo Luis Suárez y socia en la fallida tienda Sarkany Barcelona en la Diagonal-, y Daniella Semaan -señora de Cesc Fábregas-, la felicitan constantemente y hasta la recién llegada Elena Galera -esposa del francés Antoine Griezmann- aplaude algunas de sus imágenes más seductoras.

Todo queda en familia

Más allá de internet, Antonela ha impulsado un negocio familiar en su ciudad natal, Rosario (Argentina), donde nació su historia de amor con el astro culé. Se trata de la marca de ropa para niños Enfans, una tienda online de la cual Roccuzzo es accionista junto a su hermana mayor, Paula, y una serie de inversores locales.

Pero Antonela no es la única del clan Messi que se está abriendo camino en el mundo de la moda. El pasado septiembre, el delantero argentino, modelo ocasional de calzoncillos para Dolce & Gabbana, también lanzó al mercado su propia línea de ropa casual. Su hermana diseñadora, Sol Messi, es el auténtico cerebro de The Messi Store, ambicioso proyecto en el que participa Ginni Hilfiger, hermana del diseñador norteamericano Tommy Hilfiger.