Vida

Isabel II estuvo en contacto con personal contagiado por coronavirus, según la prensa británica

Isabel II estuvo en contacto con personal contagiado por coronavirus, según la prensa británica

Un guardaespaldas habría paseado a sus perros y le habría llevado comida y bebida durante las últimas dos semanas

Siga las últimas noticias sobre coronavirus en directo

La cada vez más extendida pandemia del coronavirus ya ha provocado que se tomen medidas excepcionales en prácticamente todo el mundo. Ante la imposibilidad de prever cómo evolucionará la crisis provocada por el virus, el Palacio de Buckingham ya ha anunciado diversas medidas que atañen a la Familia Real británica.

Desde Palacio anunciaban este mismo sábado la cancelación de la tradicional celebración del cumpleaños de la Reina Isabel II, que estaba prevista, como cada año, para el próximo mes de junio. La monarca, que cumplirá 94 años en abril, tiene por costumbre posponer la fecha hasta inicios de verano por el impredecible tiempo del Reino Unido. Además, la abuela del Príncipe Guillermo se ha trasladado al Castillo de Windsor una semana antes de lo esperado, ya que allí, al haber un número más reducido de personal que en su residencia londinense habitual, habrá menos posibilidades de contagio por el exterior.

Pero lo cierto es que la preocupación por la Reina está más latente que nunca en estas fechas por su avanzada edad. Las alarmas saltaron el primer lugar esta misma semana, cuando se conoció que su hijo mayor y heredero al trono, el Príncipe Carlos, de 71 años, ha dado positivo en el test de coronavirus.

Ahora, además, el tabloide británico «The Sun», afirma que un guardaespaldas, soldado de infantería, que habría estado en contacto directo con la monarca durante los últimos días de confinamiento, también se ha contagiado. El medio citado recoge el testimonio de una fuente que asegura que estuvo paseando a sus perros, le llevó comida y bebida y le entregó la correspondencia.

«Todos están aterrorizados, no solo por ellos mismos sino también por la Reina y el Duque (de Edimburgo). Si no se ha hecho el test a todos quienes les rodean, deberían hacerlo», comenta la misma persona al tabloide. Y añade: «Hay una palpable sensación de miedo en el aire en este momento».

La Casa Real no se ha pronunciado por el momento, y tanto la Reina como su marido, Felipe de Edimburgo, permanecen confinados en Windsor, la residencia preferida de la monarca, donde estarán vigilados muy de cerca por tratarse de personas de riesgo debido a su avanzada edad: 93 y 97 años respectivamente.