Vida

Christian Louboutin se convierte en hotelero en Portugal

Christian Louboutin se convierte en hotelero en Portugal

El zapatero prodigioso ha invertido más de dos millones de euros en este proyecto

El hotel de Christian Louboutin, en la costa del Alentejo portugués, ya no es un proyecto. Su construcción avanza a pasos agigantados y ni siquiera la pandemia va a frenar sus planes en la cuna del fado, ese país que tanto le ha dado al diseñador de zapatos más famoso del mundo. Portugal es la segunda casa de este francés universal, quien disfrutó durante años del paraíso «eco-chic» de Comporta, hasta que definitivamente se hartó de ese entorno situado a solo 120 kilómetros de Lisboa, que en los últimos años se ha masificado.

Así se fraguó su idilio con el pueblecito de Melides, en la franja litoral del Alentejo. Allí, ante la inmensidad del Océano Atlántico, Louboutin tuvo el sueño de poner en pie su propio hotel-boutique, coqueto y selecto. Ahora va asentándose el esqueleto que lleva la firma de la arquitecta lusa Madalena Caiado. Con capacidad para 15 habitaciones, en principio está previsto que abra sus puertas el próximo año, aunque puede retrasarse en función de las circunstancias de la crisis sanitaria.

La primera inversión en este negocio ascendió a 500.000 euros y estuvo destinada a adquirir los terrenos en la Lagoa de Santo André. Ahora el cómputo global alcanza los dos millones de euros, ya que él y su pareja, el diseñador paisajista Louis Benech, no quieren descuidar ni un solo detalle. Precisamente en Melides los dos disfrutan desde hace tres años de una casa, que se suma a la que poseen en el corazón de Lisboa, junto al Castillo de San Jorge.

A sus 57 años, Louboutin demuestra así que se ha cansado del frenesí de las grandes capitales de la moda y está volcado en su pasión portuguesa. Melides lo ha conquistado con sus edificaciones blancas de escasa altura, sus calles empedradas y esa sensación de que el tiempo se detiene, con las olas atlánticas como banda sonora de fondo. Tanto es así, que ha lanzado una línea de zapatos que se llama exactamente «Melides», en homenaje a esta localidad pintoresca y encantadora.

Ver los comentarios