Tecnología

Netflix recortará la calidad del vídeo en Europa durante 30 días

Netflix recortará la calidad del vídeo en Europa durante 30 días

Netflix recortará la calidad de las películas y series en el territorio europeo durante los próximos 30 días, en un esfuerzo por disminuir el volumen de transferencia de datos, que se ha disparado debido a la situación de cuarentena en muchos países.

La compañía espera que la medida recorte "en un 25% el consumo de datos" sin perder la buena calidad del visionado. La resolución se mantendrá, pero Netflix ajustará el conocido como "bitrate", es decir, la cantidad de información que se transmite por segundo. Esto quiere decir que la imagen no tendrá tanto detalle o que partes de la misma mostrarán más artefactos de compresión.

Varias operadoras se han quejado en los últimos días del aumento de tráfico de datos en Europa por el mayor consumo de video bajo demanda debido a la situación de cuarentena.

Aunque la infraestructura red puede soportar picos de demanda en la tarde y noche en circunstancias normales, el aumento del tráfico por el número de videoconferencias que se realizan estos días y el mayor consumo de juegos y películas están poniendo demasiada presión sobre la infraestructura de red.

El comisario europeo Thierry Breton ha hecho un llamamiento a la población para que elija ver el contenido en baja definición en un intento de aliviar la congestión de redes. Tras una conversación con el CEO de Netflix, Reed Hastings, la compañía ha aceptado rebajar el bitrate de su contenido.

Según varios estudios Netflix es responsable de una quinta parte del todo el tráfico de descarga en Internet, de ahí la importancia de que la compañía sea una de las primeras en tomar medidas. La empresa, con sede en California, distribuye la carga mediante nodos que instala en la infraestructura de red de las operadoras locales, reduciendo la carga total del sistema, pero incluso este tipo de estrategias puede reusltar insuficiente ante una situación sin precedentes como la que se vive estos días por la epidemia del COVID-19, y que ha obligado a muchos países a pedir a sus ciudadanos que se queden en casa.

En desarrollo