Salud

Un estudio señala que inmunidad frente al SARS-CoV-2 es de corta duración

Un estudio señala que inmunidad frente al SARS-CoV-2 es de corta duración

El trabajo de «Nature Medicine» muestra que la reinfección con coronavirus estacionales similares se produce alrededor de un año después de la infección inicial

La inmunidad protectora contra el SARS-CoV-2 puede ser de corta duración, sugiere un estudio que ha analizado la inmunidad a otros cuatro coronavirus similares. Los hallazgos de este trabajo, realizado en diez sujetos sanos monitorizados durante 35 años se publican hoy en «Nature Medicine».

El estudio muestra que la reinfección con el mismo coronavirus estacional se produjo alrededor de un año después de la infección inicial, lo que sugiere que habría que revisar las políticas que requieren inmunidad a largo plazo, como la vacunación o la infección natural para alcanzar la inmunidad colectiva.

Aunque hay pruebas limitadas de reinfección después de la exposición al SARS-CoV-2, generalmente se asume que ocurre una reinfección por coronavirus. Para prepararse para futuras oleadas de infección por SARS-CoV-2, es esencial comprender la duración de la inmunidad a la reinfección.

Lia van der Hoek y sus colegas del Ámsterdam UMC (Holanda) examinaron cuatro cepas de coronavirus estacional humano (HCoV-NL63, HCoV-229E, HCoV-OC43 y HCoV-HKU1) que causan infecciones del tracto respiratorio. L

Los autores plantearon la hipótesis de que las características compartidas por estos coronavirus podrían ser representativas de todos los coronavirus humanos, incluido el SARS-CoV-2.

Las reinfecciones se observaron con frecuencia a los 12 meses después de la infección inicial.

Para averiguar con qué frecuencia se producen las infecciones estacionales por coronavirus, los autores examinaron un total de 513 muestras de suero recolectadas a intervalos regulares desde la década de 1980 de diez hombres adultos sanos en Ámsterdam.

Los investigadores midieron los aumentos en los anticuerpos contra la proteína de la nucleocápsida, una proteína abundante del coronavirus, para cada coronavirus estacional. Un aumento de anticuerpos se consideró una nueva infección.

Así, observaron de 3 a 17 infecciones por coronavirus por paciente, con tiempos de reinfección entre 6 y 105 meses. Las reinfecciones se observaron con frecuencia a los 12 meses después de la infección inicial.

También encontraron que las muestras de sangre recolectadas en Holanda durante los meses de junio, julio, agosto y septiembre tenían la tasa más baja de infecciones para los cuatro coronavirus estacionales, lo que indica una mayor frecuencia de infecciones en invierno en los países templados.

Por ello, sugieren que el SARS-CoV-2 puede compartir el mismo patrón después de la pandemia.

Aunque se necesita más investigación con cohortes más grandes, concluyen que las reinfecciones ocurren con frecuencia para los cuatro coronavirus estacionales, lo que sugiere que puede ser una característica común para todos los coronavirus humanos, incluido el SARS-CoV-2.

Ver los comentarios