Opinión

España, la más débil de la zona euro

España, la más débil de la zona euro

Después de que la Autoridad Independiente de Responsabilidad Fiscal y el Banco de España enmendasen estos últimos días las previsiones de recuperación que contempla el Gobierno, Bruselas vuelve a desmontar el triunfalista discurso económico de Sánchez, su nada realista plan de resiliencia, con una contundente conclusión: tras la pandemia, seremos el país más debilitado de zona euro en sus cuentas públicas.Como publicamos hoy, la Comisión Europea advierte de un descontrol récord del

déficit estructural. Se puede interpretar como un primer aviso del examen al que va a someter a España y que se traduce en que, si seguimos por esta senda económica, nuestro país no saldrá de la pandemia desde luego más fuerte, pese al mantra del Gobierno. En la respuesta oficial que la Comisión Europea prepara tras la evaluación de nuestros Presupuestos, la institución pone el acento en que, en 2022, España registrará un déficit crónico estructural del 7,2%, un dato muy por encima de la media europea, que se situaría en el 3,7%. Hablamos de un agujero endémico de 80.000 millones anuales. Una cifra desorbitada.El incremento del gasto público es hoy, dada la magnitud del desastre pandémico, imprescindible para tratar de paliar la crisis. Pero justamente por ello es fundamental que se aproveche la flexibilidad fiscal del momento y el balón de oxígeno de Europa para centrarse en la pandemia y, a la vez, acometer reformas estructurales que contribuyan a sanear las arcas, y no al contrario, como se está haciendo. La indexación de las pensiones al IPC, la subida de sueldo a los funcionarios, por no hablar de la de los miembros del Gobierno mientras ejecutivos de todo el mundo se bajan los salarios, en nada contribuirán a corregir un déficit desbocado. También sigue Sánchez empecinado en mantener una estructura ministerial elefantiásica que ha batido el récord de asesores y cargos discrecionales. Así saldremos peor.