Mundo

Zuckerberg asume que Facebook seguirá regulaciones estatales

Zuckerberg asume que Facebook seguirá regulaciones estatales

Se mostró a favor de regulaciones estatales en cuatro campos: elecciones, discurso político, privacidad y portabilidad de datos

Mark Zuckerberg admitió ayer en Múnich que Facebook debe aceptar alguna forma de regulación estatal en Europa, reconociendo que la plataforma se sitúa «en algún lugar entre un periódico y una compañía telefónica».

«En este momento hay dos marcos para las industrias existentes: hay periódicos y medios de comunicación existentes, y luego está el modelo tipo telco: los datos simplemente fluyen a través de usted. Pero no se hace a una compañía de telecomunicaciones responsable si alguien dice algo dañino en una línea telefónica. Nosotros deberíamos estar en algún punto intermedio», dijo.

Reconoció que Facebook ha tardado en comprender la magnitud del problema de la interferencia electoral extranjera, pero defendió a su empresa de las afirmaciones de que está llevando a la polarización política, diciendo que su propósito es unir a las comunidades.

También afirmó «estamos más cerca de una era de elecciones democráticas limpias, libres de interferencias de gobiernos extranjeros», debido a que Facebook ahora dedica a 35.000 empleados al monitoreo de contenido y seguridad.

Zuckerberg se mostró a favor de regulaciones estatales en cuatro campos: elecciones, discurso político, privacidad y portabilidad de datos. Antes de mantener nuevas conversaciones con los reguladores de la Comisión Europea, dijo que «la respuesta regulatoria no necesariamente será correcta si el proceso no ayuda en sí mismo a generar una mayor confianza en Internet».