Mundo

Trump sugiere retrasar las elecciones: critica el voto por correo y está hundido en las encuestas

Trump sugiere retrasar las elecciones: critica el voto por correo y está hundido en las encuestas

Con el sufragio por vía postal, los comicios de 2020 «serán las más erróneas y fraudulentas de la historia» y «una gran vergüenza para EE.UU.», advierte

El presidente de EE.UU., Donald Trump, ha sugerido este jueves desde su cuenta de Twitter la posibilidad de una medida sin precedentes: el retraso en la celebración de las elecciones de este noviembre. En ellas se juega, entre otras cosas, su reelección.

La razón que esgrime Trump es la expansión del voto por correo en muchos estados ante la incidencia de la pandemia de Covid-19. Trump argumenta, sin que haya evidencias de ello, que las elecciones de 2020 «serán las más erróneas y fraudulentas de la historia» y «una gran vergüenza para EE.UU.».

Por ello, plantea con una pregunta: «¿Retrasar la elección hasta que la gente pueda votar de forma correcta y segura?».

El mensaje de Trump trata de agitar las aguas políticas en un momento en el que se hunde las encuestas, con muchos sondeos que dan una distancia de diez o más puntos a su rival, el exvicepresidente Joe Biden. En realidad, el presidente de EE.UU. no tiene competencia para cambiar el tiempo y el modo de la celebración de las elecciones, algo que la Constitución otorga a los dos órganos del Congreso: la Cámara de Representantes y el Senado. La primera tiene mayoría demócrata y es imposible pensar que acepte esa petición de Trump.

Trump lleva meses advirtiendo de los problemas de fraude electoral si se amplía la posibilidad de voto por correo, cree que es una opción que le perjudica. Cinco estados del país -Colorado, Utah, Oregón, Washington y Hawaii- ya celebran sus elecciones completamente por correo y ahora otros estados buscan ampliar esta fórmula para evitar que los ciudadanos tengan que hacer cola y entrar en colegios electorales en medio de la pandemia.

Una de las consecuencias del voto por correo es que, probablemente, no se sabrá el resultado electoral la misma noche de la votación, lo que ayudará a Trump a avivar las acusaciones de fraude si el resultado no es su victoria.