Mundo

Trump cede finalmente y permite que comience la transición a la Administración Biden

Trump cede finalmente y permite que comience la transición a la Administración Biden

El todavía presidente de los Estados Unidos sigue sin reconocer su derrota electoral

La Administración Trump ha dado este lunes la señal más clara hasta la fecha de que el ganador de las elecciones presidenciales del pasado 3 de noviembre fue Joe Biden y ha dado luz verde al comienzo de la transición entre ambos gobiernos.

La directora de la Administración General de Servicios (GSA, en sus siglas en inglés), Emily Murphy, envió una carta a Biden con la que le designa como ganador aparente de la elección, lo que pone en marcha el proceso de transición: el equipo del presidente electo recibirá fondos federales, espacio si es necesario en los departamentos y autorización para que sus asesores empiecen a coordinar con los altos cargos de la Administración Trump el envío de información y datos para preparar el desembarco de su Gobierno.

Murphy se había negado durante más de dos semanas, desde que la mayoría de los grandes medios estadounidenses dieron a Biden como ganador el pasado 7 de noviembre, a dar ese paso. Desde el principio, Donald Trump ha defendido que él es el ganador de las elecciones y que se ha producido un «fraude masivo» y un «robo electoral» para que Biden hay sido el vencedor.

Trump nunca ha sustentado esas afirmaciones con pruebas, y el avance del tiempo ha sido inexorable. Cada día que pasa, las posibilidades de que Trump dé la vuelta al resultado de las urnas son menores: no ha logrado ninguna victoria significativa en los juzgados y los estados decisivos -como fue el caso este lunes de Míchigan- han certificado que el ganador es Biden. Al mismo tiempo, los pesos pesados del partido republicano han empezado a abandonar a Trump. Cada vez más legisladores y altos cargos, que en principio reaccionaron con silencio a las acusaciones del presidente, han decidido reconocer a Biden como presidente electo o ganador aparente de las elecciones.

«Me tomo este papel con seriedad y, debido a las últimos acontecimientos relativos a demandas legales y certificaciones de resultados electorales, le transmito esta carta para poner a su disposición los recursos y servicios», escribió Murphy a Biden. Además de Míchigan, en los últimos días han certificado sus resultados Georgia y el principal condado de Arizona, y, además de Míchigan, estaba previsto que ayer lo hiciera Pensilvania, un estado clave donde el equipo legal de Trump se ha llevado otra derrota dolorosa este fin de semana.

Poco después de que la carta saliera a la luz, Trump acudió a Twitter para asegurar que había instruido a Murphy para que tomara esa decisión. «En el interés del país, recomiendo a Emily y a su equipo que hagan lo que hay que hacer con respecto a los protocolos iniciales, y he dicho a mi equipo que haga lo mismo». Murphy, sin embargo, dejó claro en su carta que no recibió órdenes de dar luz verde a la transición: «Tomé la decisión de manera independiente, basándome en la ley y en los hechos disponibles».

El mensaje de Trump estaba muy lejos de ser una concesión de la derrota y aseguraba que «continuaremos con la lucha y nos impondremos».

Ver los comentarios