Mundo

Portugal estudia ofrecer cobertura sanitaria gratuita a los británicos tras el Brexit para no perder turistas

Portugal estudia ofrecer cobertura sanitaria gratuita a los británicos tras el Brexit para no perder turistas

Se trataría de una especie de prolongación de la tarjeta sanitaria única que rige para los países miembros

El Gobierno socialista portugués estudia seguir ofreciendo atención médica subvencionadaa los ciudadanos británicos incluso aunque no se llegase a un acuerdo en este sentido durante las negociaciones con la Unión Europea posteriores al Brexit. Se trataría de una especie de prolongación de la tarjeta sanitaria única que rige para los países miembros, por lo que podrían continuar acudiendo al Sistema Nacional de Salud al otro lado de la frontera.

Es una medida que pretende retener la afluencia de turistas procedentes del Reino Unido, que rondan los dos millones cada año, pues Portugal teme que el nuevo panorama tras la separación de la UE desemboque en un impacto económico negativo.

De modo que el país vecino actuaría por su cuenta, sin estar pendiente de las decisiones que tomara Bruselas a este respecto. Así se desprende de la intención expresada por la ministra lusa de Turismo, Rita Marques.

El turismo, clave

Y es que el Ejecutivo liderado por Antonio Costa se muestra muy preocupado por las pérdidas que podría ocasionar un eventual repliegue de visitantes británicos, especialmente en la región del Algarve, donde desembarcan anualmente 1,2 millones de ingleses, galeses y escoceses. También Madeira se vería seriamente afectada, como igualmente Lisboa y Oporto.

No puede olvidarse que el turismo se ha convertido en el principal motor económico de Portugal y que de esos ingresos para el país (no solo a través del gasto por persona sino en cuanto a tasas de transporte y alojamiento) depende su estabilidad financiera.

Así se explica que el Gobierno se haya puesto manos a la obra para minimizar el impacto del Brexit, comenzando por un primer paso relacionado con seguir manteniendo el flujo humano.

De hecho, también se plantea habilitar carriles especiales para británicos en los aeropuertos de Faro y de Funchal, pues ya está sucediendo que los ciudadanos del Reino Unido permanecen atascados en las colas de entrada destinadas a los poseedores de pasaportes no comunitarios, como acontece en Schiphol (Ámsterdam).

En este contexto se explican las declaraciones de la ministra de Turismo, Rita Marques: «Los portugueses y los británicos son los aliados más antiguos del mundo. No importa lo que ocurra, los portugueses siempre estarán al lado de los británicos. El viajero británico es muy importante para nosotros».

«Por eso estamos tratando de garantizar la cobertura sanitaria. Se están realizando informes sobre cuál sería el impacto. Si hay asuntos importantes para el viajero británico, tenemos que buscar soluciones».