Mundo

México subastará coches decomisados al narcotráfico para financiar programas sociales

México subastará coches decomisados al narcotráfico para financiar programas sociales

Todos los vehículos colectivamente suman un precio de salida de 28 millones de pesos (1.3 millones de dólares)

Un flamante Lamborghini Murciélago, un Hummer o un Mustang platino. El presidente de México, Andrés Manuel López Obrador (AMLO), ha anunciado que celebrará una subasta para vender 82 coches que han sido decomisados al narcotráfico o a políticos corruptos con el objetivo de obtener fondos para financiar programas sociales. Todos los vehículos colectivamente suman un precio de salida de 28 millones de pesos (1.3 millones de dólares) que se espera será significativamente superado para proveer de fondos al Instituto para Devolver al Pueblo lo Robado, organización creada y definida por AMLO como «un Robin Hood».

La lista incluye varios deportivos como un Ford Shelby F-150 y dos modelos AMG de Mercedes-Benz, además de vehículos utilitarios deportivos (conocidos por las siglas SUV) blindados, como 22 Chevrolet Suburban, un GMC Yukon Denali o y un Chevrolet Tahoe. También hay algunos automóviles clásicos como un Mustang de 1965 (128.000 pesos de salida, 128.000 euros) y un Volkswagen Sedan de 1951 (el escarabajo) con un costo inicial de 253.000 pesos, 11.910 euros.

El coche con el precio de salida más elevado será el Lamborghini Murciélago 2007 por 1,5 millones de pesos (70.000 euros), seguido de cerca por una Chevrolet Suburban blindada 2013 que empezará a subastarse por 1.1 millones de pesos (unos 55.000 euros). El gobierno mexicano espera que el precio de estos lujosos coches, que en su día pertenecieron a criminales y corruptos, se utilice para ayudar al desarrollo de dos municipios marginados de Oaxaca, uno de los Estados más pobres de México.

Para las comunidades pobres

«Todo lo que se decomise se le va a entregar a las comunidades, sobre todo a las comunidades pobres», dijo en rueda de prensa esta semana López Obrador, quien inició su presidencia el diciembre pasado y prometió que la lucha contra la pobreza y la corrupción serían dos de las principales áreas en las que centraría su gobierno.

Dentro de un mes, AMLO planea celebrar una segunda subasta en la que se ofertaran apartamentos de lujo y mansiones con un precio inicial que rondará los 133 millones de pesos (algo más de 6 millones de euros), unos fondos que planea utilizar para apoyar la rehabilitación de jóvenes con problemas de drogadicción.

Ya en febrero, AMLO organizó una subasta en la que durante dos días se vendieron 196 vehículos que pertenecían al gobierno nacional. De acuerdo con sus planes de austeridad gubernamental, el presidente obtuvo un total de 62 millones de pesos (2.9 millones de euros) que destinó para crear la Guardia Nacional, un nuevo cuerpo de seguridad con 80.000 efectivos para combatir la elevada criminalidad en el país. Sin embargo, la cantidad lograda apenas servirá para cubrir un 0,31% de los hasta 20.000 millones de pesos (941,5 millones de euros) que costará poner en marcha la primera fase de la Guardia Nacional, según dijo el secretario de Seguridad Pública, Alfonso Durazo.