Mundo

El comentario sobre su bigote que enfureció al saudí de la matanza en Florida: «¿Nunca has visto a una estrella del porno?»

El comentario sobre su bigote que enfureció al saudí de la matanza en Florida: «¿Nunca has visto a una estrella del porno?»

En una clase de meteorología, el instructor se refirió a él como «Porn Stash», un juego de palabras entre «porno» y «mustache»

Las autoridades de EE.UU. tratan de encontrar el motivo por el que Mohammed Saeed Alshamrani disparó a varios compañeros de la base naval de Pensacola (Florida), en un tiroteo en el que tres militares perdieron la vida y en el que también falleció el propio atacante. Hasta el momento, no se ha encontrado una explicación definitiva a la conducta del militar saudí, de 21 años, que estaba en formación en la base desde 2017 como estudiante de visita.

Sin embargo, varios detalles de los últimos meses del lugarteniente Alshamrani podrían ofrecer algo de luz sobre su conducta. El más sorprendente tiene que ver con el aspecto físico del estudiante saudí. En particular, con su bigote. En una clase de Meteorología el pasado abril, el instructor, James Day, preguntó a la clase si alguien tenía preguntas antes de concluir la sesión. Inmediatamente después se dirigió a Alshamrani con la misma pregunta y se refirió a él como «Porn Stash», un juego de palabras entre «porno» y «mustache» (bigote, en inglés).

Ahí no quedó la broma. El instructor se río delante del resto de compañeros y le preguntó a Alshamrani: «¿Qué? ¿Nunca has visto a una estrella del porno?». El asunto debió enfurecer al saudí, que recogió el episodio en una queja formal ante sus superiores, según ha podido saber «The New York Times». Dos compañeros le ayudaron a redactarla y a presentarla. Una semana después del incidente, Alshamrani debía haber recibido una clase de vuelo simulado con Day, pero el alumno protestó y le cambiaron de instructor.

Es difícil saber qué impacto tuvo la humillación en Alshamrani, pero aporta una capa más de información sobre sus últimos meses de información. Se sabe también que la noche anterior al tiroteo enseñó vídeos de tiroteos masivos en una cena y que podría estar detrás de una cuenta de Twitter en la que colgó mensajes contra el apoyo de EE.UU. a Israel y una cita de Osama bin Laden en la que acusaba al país que le había acogido de «cometer crímenes no solo contra musulmanes sino contra la humanidad». Las autoridades, sin embargo, no han podido establecer conexiones entre Alshamrani y las redes de terrorismo internacional.

También se ha sabido que el atacante estuvo pocos días antes del tiroteo de visita en Nueva York con otros tres estudiantes militares saudíes. Visitaron museos y el Rockefeller Center y no parece que el viaje esté relacionado con el ataque.