Mundo

El avión de Bolsonaro casi se estrella por el humo de los incendios del Pantanal

El avión de Bolsonaro casi se estrella por el humo de los incendios del Pantanal

La enorme humareda provocada por los incendios en el Pantanal jugó una mala pasada al presidente brasileño Jair Bolsonaro. El avión en el que viajaba hacia Sinop (en el estado de Mato Grosso, al suroeste del país) tuvo que maniobrar de urgencia durante el aterrizaje ante la escasa visibilidad. Cuando faltaban pocos metros para tocar suelo, el piloto decidió subir rápidamente de nuevo.

El propio Bolsonaro admitía el susto poco después: "Cuando el avión fue a aterrizar, arremetió (la maniobra que hace que arranque con fuerza). Es la segunda vez en mi vida que pasa eso, una vez fue en Río de Janeiro, y obviamente algo anormal está pasando, en este caso es que la visibilidad no era muy buena", dijo, según recoge la prensa local.

El avión, que también transportaba a los ministros de Defensa, Infraestructura y Secretaría del Gobierno, aterrizó sin problemas en el segundo intento.

El Pantanal, el mayor humedal del mundo, lleva ardiendo desde mediados de agosto. A los incendios, en su mayoría provocados por los ganaderos para crear pastos, se ha unido la peor sequía en 47 años, lo que ha provocado el peor desastre ambiental en décadas.

Tan solo en la primera quincena de septiembre se detectaron más de 5.600 focos de incendio. Ya se han quemado 2,3 millones de hectáreas, una zona del tamaño de la Comunidad Valenciana. Entre las regiones afectadas está el parque natural que alberga la mayor densidad de jaguares del mundo.

A pesar de la catástrofe, Bolsonaro decidió visitar la región por otros motivos: entregar títulos de propiedad rural y celebrar el lanzamiento de la cosecha de soja. En un encuentro con representantes del 'agronegocio' restó importancia a los incendios ("hay algunos por Brasil") y cargó contra los países extranjeros que critican su política medioambiental.

"Otros países que nos critican no tienen problemas de incendios porque ya lo quemaron todo en sus países", afirmó. El día anterior dijo que Brasil estaba de enhorabuena por la manera en que protege el medio ambiente. Ante la crisis del Pantanal, el Gobierno apenas envió ayuda federal y no movilizó a las Fuerzas Armadas.

La humareda que casi derriba el avión presidencial avanza por todo el país. La semana pasada provocó lluvia negra en algunos puntos del sur, y ya empezó a sentirse en el estado de São Paulo, a miles de kilómetros de distancia del Pantanal.


  • Noticias
  • Programación
  • Traductor
  • Calendario
  • Horoscopo
  • Peliculas
  • Temas
  • Coronavirus
  • En directo, 19ª etapa del Tour: Bourg en Bresse - Champagnole
  • Masters 1.000 de Roma, en directo: Nadal - Lajovic