España

Una oferta singular

Una oferta singular

Hubo un tiempo en el que Inés era la gran esperanza blanca de Cataluña y aun de España entera. Uno era muy adicto de los vapuleos dialécticos que Albert Rivera propinaba a Artur Mas en el Parlament, de los que Inés Arrimadas empleaba para humillar a Torra cuando Albert se fue a Madrid a disputar a Rajoy el liderazgo del centro-derecha.Tengo pensado y escrito que si Arrimadas se presentase por la circunscripción en la que estoy censado mi voto sería para ella. Despertó grandes expectativas y la