España

Los insultos de Isa Serra a una Policía: «Cocainómana, mala madre»

Los insultos de Isa Serra a una Policía: «Cocainómana, mala madre»

El TSJM acusa a la portavoz en la Asamblea de atentado a agente de la autoridad, daños y desórdenes públicos

Isabel Serra, la portavoz de Unidas Podemos en la Asamblea de Madrid, está más cerca de sentarse en el banquillo de los acusados por un presunto delito de desórdenes públicos, atentado contra la autoridad con tres faltas de lesiones y daños. El Tribunal Superior de Justicia de Madrid (TSJM) dictó ayer un auto de procesamiento por unos incidentes que ocurrieron durante un desahucio en Lavapiés, en el año 2014, en los que presuntamente participó la diputada regional. La Sala de lo Civil y Penal del Tribunal la considera «una de las personas que insultaba y lanzaba objetos contundentes..., llevando la voz cantante de un modo particularmente agresivo y animando a otros a que increpasen a los agentes», después de que varios policías que trabajaron en el desalojo forzoso la reconocieran y la identificaran como partícipe activa en los hechos.

Los incidentes se remontan a la mañana del 31 de enero de 2014. La diputada de Podemos se encontraba junto con cincuenta personas de la plataforma Stop Desahucios en las inmediaciones del cordón de seguridad que establecieron los Cuerpos y Fuerzas de Seguridad del Estado entre las calles del Mesón de Paredes y Tribulete «con la intención de contener a quienes impedían el desalojo», recoge el auto del TSJM al que ha tenido acceso este diario.

Cuando los agentes terminaron su trabajo y se disponían a abandonar el lugar, las personas presentes se enfrentaron a ellos «profiriendo insultos y lanzando objetos contundentes contra policías y furgonetas», continúa el escrito. Como resultado del ataque, tres policías resultaron heridos y algunos furgones sufrieron desperfectos. «Este desahucio lo vamos a parar», gritaron los congregados, al tiempo que otros empujaron a los funcionarios. «Hijos de puta, asesinos, vergüenza me daría ser policía» fueron algunos de los insultos que dijeron, según el Tribunal. Los magistrados consideran que existen «indicios racionales» de la implicación de Serra en los hechos «por cuanto está identificada en el reconocimiento fotográfico» realizado por la Policía Municipal. Asimismo, hasta ocho de los agentes la reconocen como una de las personas que los increpó. Uno de ellos asegura, tal y como se indica en el auto, que Serra «vejó» a una policía diciéndole: «Eres una cocainómana, mala madre, con todo lo que hemos luchado las mujeres contigo se pierde todo, no te quieren ni tus propios compañeros».

Ayer, tras conocerse el auto, una de las compañeras de Serra en la Asamblea, Beatriz Gimeno, salió en su defensa, alegando que «lo que dice la Policía es falso» y confiando en la absolución de la portavoz del partido. Serra, por su parte, se mostró en julio, tras conocer que estaba siendo investigada, «orgullosa» de su lucha antidesahucios y negó los hechos por los que ahora ha sido procesada. Aseguró entonces que ella no cometió ninguno de los delitos y pidió que se le retirase el aforamiento: «Yo no me increpé ni agredí a nadie. Estuve un rato en el desahucio y me fui».

De esta forma, los jueces del TSJM dan por concluida la investigación. Las acusaciones personadas tienen un plazo de diez días para solicitar la apertura de juicio oral, el sobreseimiento de la causa o, excepcionalmente, la práctica de nuevas diligencias.