España

Los graves disturbios tras la protesta contra las restricciones acaban con una docena de detenidos

Los graves disturbios tras la protesta contra las restricciones acaban con una docena de detenidos

Nuevos incidentes en el centro de Barcelona al término de varias protestas convocadas por las redes sociales desde diferentes colectivos, algunos antagónicos, contra las medidas de control de la pandemía de coronavirus.

Más de 500 personas acudieron a la protesta en plaza Sant Jaume, frente a Generalitat y Ayuntamiento, y lanzaron numerosas proclamas a favor de 'libertad' así como quemaron mascarillas. Al acabar una docena de manifestantes, la mayoría encapuchados y con máscara, empezaron a lanzar piedras, botellas, bengalas, vallas y otros objetos contundentes contra los Mossos d'Esquadra cerca de la comisaría de Policía Nacional en Via Laietana así como a quemar contenedores y mover mobiliario público para montar barricadas.

La policía autonómica ha detenido hasta el momento a 12 manifestantes, de los que dos son menores, acusados de los delitos de atentado a la autoridad y destrozos en mobiliario público. Hay 20 agentes heridos, dos furgonetas de antidisturbios inutilizadas y otros vehículos policiales con daños así como dos tiendas saqueadas en estos graves altercados. También hay una persona herida de consideración tras recibir el impacto de una piedra en la cabeza.

Algunos manifestantes han quemado y usado contenedores a modo de barricada.
Algunos manifestantes han quemado y usado contenedores a modo de barricada.NACHO DOCEREUTERS

El conseller de Interior, Miquel Sàmper, aseguró que "ningún espacio ninguna concesión a los que buscan la desestabilización practicando violencia extrema en un momento tan crítico en la lucha contra el covid" y lamentó la "violencia extrema" en la zona del centro en la que hay persecuciones y ataques a la policía.

Entre 400 y 500 personas, según los Mossos d'Esquadra, se han reunido en la plaza para expresar su rechazo al toque de queda y a las medidas acordadas tanto por el Gobierno como por la Generalitat, que incluyen el confinamiento perimetral de Cataluña durante quince días y, además, de los municipios durante los fines de semana. Los Mossos d'Esquadra explicaron que no han efectuado cargas ni han dispersado a los manifestantes, sino que han repelido las agresiones de los manifestantes, y para ello se ha podido constatar que la policía ha debido hacer uso de sus porras. Los agentes han remarcado que estos grupos de encapuchados han actuado con "extrema violencia".

Antes de iniciar estos ataques, la concentración era pacífica y algunas personas portaban pancartas en las que se pedía la dimisión del Gobierno y del Govern. En otras pancartas se podía leer: "España 2009 - 150.000 muertos gripe. 2020 - 35.000 covid. No más mentiras", "2019 España - 131 muertos por obesidad. 2020 - 35.000 covid. Libertad".