España

Las ventas de los concesionarios aragoneses se desploman: 5.200 coches menos que hace un año

Las ventas de los concesionarios aragoneses se desploman: 5.200 coches menos que hace un año

Hasta septiembre, las ventas acumulan una caída interanual del 29%

Las ventas de coches se han desplomado en Aragón por la crisis del coronavirus. La escalada del paro y la cantidad de empleos que siguen en el aire por los ERTE, unido al hundimiento de la actividad económica, están azotando a los concesionarios con una brusca caída en las ventas.

El dato acumulado en los nueve primeros meses del año es demoledor: las ventas de coches se han hundido en Aragón un 29%. Eso supone que se han vendido 5.200 turismos menos que en los mismos meses de 2019, según las estadísticas facilitadas por la patronal española del sector automovilístico, ANFAC.

El mazazo en las cuentas de resultados de los concesionarios es severo, y eso que el desplome que se ha producido en Aragón no es de los peores de España. En Cataluña, por ejemplo, la caída ha sido del 42%, del 37,2% en La Rioja o del 40,59% en Navarra, por citar varias comunidades vecinas.

De enero a septiembre de 2019 se vendieron en Aragón 18.040 coches, frente a los 12.802 que se han comercializado en lo que llevamos de 2020.

Este desplome de la venta de coches deja una segunda derivada económica en Aragón: la incertidumbre en la industria del motor. Esta región es una de las directamente afectadas por la evolución de la industria automovilística, por la presencia de la factoría de Opel en Figueruelas y la actividad que irradia en la economía aragonesa. A los miles de empleos directos de esta factoría se añaden miles más de industrias auxiliares que dependen del trabajo que les da Opel, factoría perteneciente a la multinacional francesa PSA Peugeot-Citröen.

Ver los comentarios