España

La mitad de la población pasa a la Fase 2 y Sanidad hará públicos al fin los informes

La mitad de la población pasa a la Fase 2 y Sanidad hará públicos al fin los informes

El Gobierno ha aceptado que avancen en el plan de desescalada a la Fase 1 la Comunidad de Madrid, Barcelona y su área metropolitana y todo el territorio de Castilla y León, lo que implica que el 53% de la población española (25 millones de habitantes) alcanzará el lunes este estado de desconfinamiento. A la Fase 2 pasarán 22 millones de habitantes, el 47% de la población, residentes en las seis provincias de Andalucía, Aragón, Asturias, las islas que quedaban en Canarias y Baleares, Cantabria, dos provincias de Castilla-La Mancha, tres zonas sanitarias de Cataluña, Extremadura, Galicia, Murcia, Navarra, País Vasco, La Rioja y Ceuta y Melilla. Eso implica que toda España estará a partir de la próxima semana como mínimo en la Fase 1.

Illa ha adelantado este viernes el anuncio sobre qué territorios avanzan en el plan de desescalada en la rueda de prensa posterior del Consejo de Ministros extraordinario celebrado este viernes para aprobar la quinta prórroga del estado de alarma. El ministro se ha comprometido a publicar a partir del lunes todos los informes técnicos de paso de fase, a pesar de que había dicho que no iba a difundirlos para no "fomentar carreras" entre comunidades.

Ha defendido que "siempre ha estado siempre en el ánimo del Ministerio un esfuerzo de transparencia", pero regiones como Andalucía le reprochan su opacidad. La Junta andaluza ha reclamado al Ministerio de Sanidad que "rectifique el agravio" que supone dejar a las provincias de Granada y Málaga en la Fase 1 cuando tienen "mejor dato" sobre incidencia del coronavirus que otros territorios del país. El presidente andaluz, Juan Manuel Moreno, ha acusado al Ejecutivo de actuar "con poca transparencia y en contra de los criterios técnicos" y ha calificado de "incomprensible" la decisión".

Excepto la Comunidad Valenciana, que ha decidido seguir en la Fase 1, todas las comunidades han realizado peticiones para avanzar.

Desde el lunes pasarán a la Fase 1 las nueve provincias de Castilla y León, las zonas sanitarias de ciudad de Barcelona, Metropolitana Sud y Metropolitana Nord y Madrid, que van a poder reunirse en las casas hasta un máximo de 10 personas, siempre que se respeten las medidas de higiene y se mantenga la distancia de seguridad. Además, tendrán permiso para moverse por la provincia e ir a una segunda residencia siempre que sea dentro del límite de la región. Y la hostelería podrá abrir las terrazas al 50% de su capacidad.

A la Fase 2 pasan seis provincias de Andalucía (Almería, Córdoba, Cádiz, Huelva, Jaén y Sevilla), dos de Castilla-La Mancha (Cuenca y Guadalajara), lo que quedaba de Canarias (Tenerife, Gran Canaria, Lanzarote, Fuerteventura y La Palma) y Baleares (Ibiza, Menorca y Mallorca), así como los territorios íntegros de Aragón, Asturias, Cantabria, Extremadura, Galicia, Murcia, Navarra, el País Vasco, La Rioja y Ceuta y Melilla. En Cataluña pasan las zonas sanitarias de Campo de Tarragona, Alto Pirineo y Arán y Las Tierras del Ebro. En todas ellas se va a poder visitar a familiares en las residencias de ancianos, quedar con 15 amigos a la vez, tomar una caña en el interior de un bar siempre y cuando sea en una mesa, asistir al colegio de forma voluntaria para solucionar dudas con los profesores, comprar en un centro comercial, casarse con público, cazar y pescar, regresar a la autoescuela, ir al cine o bañarse en la piscina.

Illa se ha referido a la orden que ha publicado el Ministerio que flexibiliza las franjas horarias en los municipios de 10.000 habitantes y alivia el confinamiento. La orden rebaja las restricciones en los municipios con una densidad de población inferior a 100 habitantes por kilómetro cuadrado que aún se encuentran en fase 0 y fase 1 del plan de desescalada y que podrán acogerse a algunas medidas previstas para la fase 2. Son, en total, 10 millones de habitantes, lo que supone el 20% de la población y el 90% del conjunto de municipios, según el ministro.