España

Dirigentes de Ciudadanos llaman a las puertas del PP

Dirigentes de Ciudadanos llaman a las puertas del PP

España Suma no llegó a buen puerto por la negativa de Ciudadanos, pero lo cierto es que había y hay una parte significativa de la formación naranja a favor de la unión del centroderecha. Sobre todo, porque vaticinaban el descalabro que, efectivamente, ha ocurrido el 10 de noviembre, cuando el partido pasó de 52 a 10 escaños. Y porque la coalición era el único vehículo posible para intentar ganar las elecciones.

En esta tesitura, al menos una veintena de dirigentes territoriales de Ciudadanos ha llamado a la puerta de Génova para ingresar en las filas populares (o volver a ellas), según afirmó el PP a EL MUNDO.

Se trata de cargos de perfil medio y bajo: candidatos al Congreso y el Senado, concejales, ex diputados autonómicos y otros dirigentes territoriales. Muchos de ellos pidieron el paso al PP antes de las elecciones, ante lo que consideraron una deriva negativa de Albert Rivera y porque es mucho más fácil lograr un hueco por anticipado, sin ventajismos postelectorales.

Otros lo han hecho tras la debacle electoral. Algunos se han afiliado, otros simplemente han consumado su acercamiento al PP, a la espera de su oportunidad. El listado al que ha tenido acceso este diario incluye nombres como Rebeca Grajea, ex diputada de la formación naranja en el Parlamento de La Rioja, o Jesús San José Sancho y Pablo Pombo, candidatos dos y tres de Ciudadanos al Senado por Valladolid.

Javier Gómez, secretario de Organización de Ciudadanos en el País Vasco, fue destituido por Albert Rivera por negociar una coalición con el PP bajo el nombre de Vascos Suman. Gómez consumó entonces su acercamiento a Beatriz Fanjul, diputada popular por Vizcaya.

Tras su despido, la directiva de Cs en Vitoria abandonó el partido. De ellos, llamaron a la puerta del PP Miguel Leal, ex cabeza de lista naranja al Congreso por Álava en las elecciones de abril, e Iñaki Sánchez, el candidato de Ciudadanos al Ayuntamiento de la capital vasca en mayo.

La formación naranja rechazó antes del 10-N cinco ofertas de coalición en otras tantas autonomías: Asturias, País Vasco, Andalucía, Castilla y León y Baleares. Ahí es donde el PP va a incidir más para abrir la puerta a dirigentes que quieran dar el salto. Pero -especifican en Génova- sin ofrecerles nada mejor a cambio ni jugadas sucias.

Otro que ha dado el paso desde Ciudadanos al PP es Jesús Primitivo Rodríguez, profesor universitario en la Universidad Rey Juan Carlos que pertenecía a Ciudadanos Seseña y que fue candidato en las primarias de Ciudadanos de cara a la cita electoral de abril.

Como publicó este diario, el PP ya trabaja con la idea de una fusión con Ciudadanos «a medio plazo». «Si triplicamos en votos a Rivera, absorberemos a Cs a medio plazo», aseguró una fuente muy cercana a Pablo Casado antes de conocer los resultados electorales. Ese «medio plazo» es de dos a cuatro años. Después del 10-N, las opciones se han acelerado: «Con 10 escaños y multiplicando por ocho su resultado, Cs está destinado a acabar siendo una fuerza menor, como UPyD, de ahí que haya ahora más opciones de absorción».

En el equipo de Casado quieren una coalición amplia en la que quepan algunos de los dirigentes de Cs que se han quedado sin escaño, como José Manuel Villegas, y en la que entrasen ex socialistas como Rosa Díez e intelectuales de izquierdas vinculados a la plataforma de Cayetana Álvarez de Toledo, Libres e Iguales.

En el PP creen que lo «natural» es la coalición de ambas formaciones, y por eso están priorizando a Cs como socio en el Congreso y el Senado. Baste como botón de muestra el pacto de populares y naranjas en la Mesa de ambas cámaras, dejando fuera de juego a Vox. En el PP entienden, no obstante, que deben dejarle cierto margen a Ciudadanos para recomponerse. «Depende de Inés» hacerlo pronto, dicen. Además, aseguran que ya hay movimientos, por ejemplo en Andalucía, más allá de quienes han «cruzado el puente».

Preguntado sobre esta cuestión a raíz de la publicación de este artículo, el vicesecretario de Política Territorial del PP, Antonio González Terol, ha asegurado este lunes que "por supuesto" cualquier persona, ya sea o no cargo de Ciudadanos, tendrán "las puertas abiertas en Génova" en caso de querer formar parte del partido que dirige Pablo Casado.