España

Detenido en Nambroca el conductor de un coche al ser sorprendido a gran velocidad y derrapando en Toledo

Detenido en Nambroca el conductor de un coche al ser sorprendido a gran velocidad y derrapando en Toledo

Con antecedentes policiales, conducía de madrugada un vehículo que había estado implicado en hurtos

No superó la tasa de alcohol permitida ni dio positivo en drogas. Fue puesto en libertad con cargos a las pocas horas, a la espera de declarar en un juzgado

Lo detuvieron después de una corta persecución de tres kilómetros, aunque fue puesto en libertad con cargos a las pocas horas tras pasar la noche en el calabozo. Luego recogió su vehículo en las dependencias policiales de los agentes que lo habían arrestado, y se marchó. El individuo, un español de 41 años, no pasó a disposición judicial, aunque está previsto que sea citado para declarar en el juzgado que estaba de guardia, el número 1 de Toledo.

La historia arranca en la capital de Castilla-La Mancha sobre la una de la madrugada de este jueves, según ha difundido la Policía local este viernes. Unos agentes observan un turismo a una velocidad excesiva en el paseo de la Rosa, junto a la estación del tren. En una de sus rotondas, la última antes de tomar la N-400, el conductor hace chirriar las ruedas. Dos coches policiales, cuatro efectivos, salen detrás del coche, un BMW, que se desvía poco después, en la salida a la A-42 sentido Ciudad Real.

Consiguen que el vehículo se detenga tres kilómetros más adelante, en la primera salida de la CM-42 en dirección a Nambroca, después de perseguirlo por la cuesta de la urbanización Las Nieves. Los agentes logran a duras penas sacar al conductor del coche, en cuyo interior se había resistido. Lanza patadas a los agentes, aunque depone su actitud violenta una vez que es engrilletado, lo que permite trasladar al individuo a la comisaría de la Policía Nacional en Toledo.

El detenido no supera la tasa de alcohol permitida en la prueba, aunque da 0,22 mg/l. Tampoco da positivo en drogas. En cambio, tiene antecedentes en la Policía Foral de Navarra. Además, el vehículo que conducía no está a su nombre y aparece fichado por su implicación en hurtos, según la Policía local, que arresta al hombre por un delito contra la seguridad vial y otro por resistencia y desobediencia.

En la comisaría pasa la noche y es puesto en libertad con cargos por la mañana, pero solo por resistencia y desobediencia. Allí los agentes que lo persiguieron habían declarado que el conductor aminoró la marcha cuando lo perseguían y paró en el arcén.

Ya en libertad, el hombre se acercó al cuartel de la Policía local, donde su vehículo estaba en depósito, y se llevó el turismo, a la espera de que sea citado para declarar en el juzgado de guardia, el número 1 de Toledo.