España

Adelante Andalucía se asoma a la ruptura tras encallar la negociación sobre su futuro

Adelante Andalucía se asoma a la ruptura tras encallar la negociación sobre su futuro

En punto muerto. Así está la negociación interna en Adelante Andalucía, la plataforma electoral que integran Podemos, los Anticapitalistas de Teresa Rodríguez (ex Podemos Andalucía), Izquierda Unida, Primavera Andaluza e Izquierda Andalucista. Ni la llegada de la nueva dirección del partido morado que encabeza la cordobesa Martina Velarde -que no ha mostrado una posición firme ni un criterio rotundo- ni las reuniones secretas han conseguido desatascar el diálogo interno para superar las diferencias en torno, fundamentalmente, al futuro de la marca a corto y a medio plazo.

Según fuentes conocedoras de las negociaciones, las posturas están enconadas en torno, precisamente, a la marca Adelante Andalucía. En el último encuentro entre los aún socios, hace poco más de una semana, Izquierda Unida volvió a reclamar a Rodríguez y a los suyos que anulen la inscripción de Adelante Andalucía en el Registro de Partidos, una maniobra que pilló por sorpresa a IU y que ha enconado los ánimos.

Sobre todo porque la ex líder de Podemos en Andalucía, que ostenta hoy por hoy la presidencia del grupo parlamentario de Adelante, se niega en redondo a dar marcha atrás en lo que es el epicentro de su estrategia política tras abandonar el partido morado por sus diferencias con la dirección nacional de Pablo Iglesias.

Presentarse a las próximas elecciones, aunque el horizonte pueda ser lejano, pasa para Teresa Rodríguez inevitablemente por que la papeleta sea la de Adelante Andalucía y no como plataforma electoral, sino como partido y con todo lo que ello comporta.

Además, el equipo de Toni Valero insiste en otro punto que genera desencuentro. Reclama IU que el reglamento interno del que aún hay que dotar a Adelante Andalucía -hasta ahora todo se decidía por consenso- se establezca la unanimidad como requisito imprescindible para que las decisiones salgan adelante, algo que interpretan Teresa Rodríguez y sus colaboradores como un derecho de veto que no están dispuestos a aceptar.

En definitiva, que los antiguos socios -Teresa Rodríguez, como líder de Podemos, y Antonio Maíllo, como coordinador regional de IU- que alumbraron la «confluencia» de izquierdas con la que pretendían ofrecer una alternativa al PSOE de SusanaDíaz, están hoy más lejos que nunca.

Prácticamente, de la reunión de la semana pasada sólo salieron dos acuerdos: que las conversaciones se mantuviesen secretas, es decir, que no se aireasen, y que se darían dos semanas más de plazo para intentar acercar unas posturas que parecen irreconciliables.

Las fuentes consultadas hablaron de «impasse» en las negociaciones y se muestran pesimistas acerca del devenir de las mismas y del futuro que le espera a la propia Adelante Andalucía, al menos tal y como ahora mismo se conoce.

Hasta el extremo de que, salvo que haya sorpresas y movimientos inesperados por parte de alguna de las partes (o de todas), estas fuentes creen que no es nada descartable que IU acabe abandonando la plataforma y se rompa en dos el grupo parlamentario.

  • Ultimas noticias
  • Programación
  • Traductor ingles
  • Calendario Andalucia
  • Calendario laboral
  • Horoscopo diario
  • Clasificacion Liga Santander
  • Peliculas TV
  • Temas