Economía

Teresa Ribera emplaza a las industrias a firmar contratos de electricidad a largo plazo

Teresa Ribera emplaza a las industrias a firmar contratos de electricidad a largo plazo

La vicepresidenta y ministra para la Transición Ecológica afirma que «hemos tocado techo en las emisiones»

La vicepresidenta cuarta y ministra para la Transición Ecológica y el Reto Demográfico, Teresa Ribera, ha emplazado hoy a la industria a convertirse «en un actor directo» para negociar con las compañías eléctricas «precios estables y predecibles de la luz a largo plazo» algo que no ocurre en España a diferencia de otros países.

En su discurso de clausura de los XXX Premios de la Energía organizado por Enerclub, la ministra hizo referencia a algunos de los retos que debe afrontar el ministerio, entre los que citó el cumplimiento del objetivo de renovables para 2020, la definición de un nuevo modelo de subastas de renovables, el impulso del almacenamiento y las políticas relativas a la movilidad.

Además, advirtió de que «hemos tocado techo en términos de emisiones y lo que queda es bajar, bajar y bajar, acelerar el sentido del cambio si de verdad nos tomamos en serio este desafío».

La ministra dijo que el Gobierno ha activado un marco para dejar claras las señales a corto y medio plazo en materia energética, pero habrá que incorporar al mismo «dosis de flexibilidad» para no cometer «torpezas».

Ribera ha destacado ante los primeros ejecutivos de las empresas energéticas y también el presidente y vicepresidenta de la CNMC, que «las palancas de cambio se han activado ya en la mayor parte de vuestras casas» y ha advertido que una transformación tan profunda como la que se está haciendo «no se puede acometer, si nos olvidamos de las personas».

Ha añadido que ésta es una cuestión que «no se resuelve de un día para otro» y, por otro lado, se ha referido a otros cambios que se están produciendo en otros colectivos.

Entre las cuestiones pendientes, ha citado las subastas de renovables y determinar qué régimen de subastas debe haber para activar una mejora en el comportamiento de los precios desde un momento temprano.

Por su parte, el presidente de Enerclub, Miguel Antoñanzas, transmitió a la vicepresidenta el «firme compromiso» con la transición ecológica de «cada una de las empresas e instituciones que formamos parte del club».

A este respecto, advirtió de que «las empresas, los gobiernos y los reguladores solos no van a conseguir el cambio de modelo» y señaló que «la pieza fundamental son los consumidores, que tenemos disponible la tecnología que permite tomar decisiones de inversión y uso de manera sostenible pero todavía no lo hacemos. Tenemos que Darnos cuenta de que con nuestras decisiones individuales aceleraremos o retrasaremos los objetivos», sentenció.

Las anécdotas de Aranzadi

Los premiados en esta edición han sido Rubén Esteller (El Economista), Dolors Álvarez (La Vanguardia), David Page (El Independiente), Anna Cristeto (El periódico de Cataluña), Elena Ballestero (Última Hora), Denisse Cepeda (El País) y Ana de la Torre (TVE), Así como al exministro de Industria y Energía Claudio Aranzadi, quien recibió el Premio Energía y Sociedad Victoriano Reinoso.

El exministro «Arandazi», como le llamó en dos ocasiones la presentadora del acto, afirmó que «soy un adulto mayor» y recordó que él entregó este Premio de la Energía en su I edición, hace 30 años. También ha recordado cómo firmó, con los ministros de Marruecos y Argelia, el acuerdo para la construcción del gasoducto del Magreb «en una jaima, en el desierto, con mucho calor y degustando un buen cordero».