Economía

Ryanair no cancela ningún vuelo en España a pesar de la huelga del 6 y 8 de septiembre

Ryanair no cancela ningún vuelo en España a pesar de la huelga del 6 y 8 de septiembre

La aerolínea de bajo coste ha explicado este jueves, en su página web, que prevé cumplir con su programación prevista, gracias a los «esfuerzos» de la gran mayoría de su tripulación de cabina española que trabajará según lo establecido

Ryanair espera que todos los vuelos hacia y desde los aeropuertos españoles del viernes 6 y el domingo 8 de septiembre operen según lo previsto, incluido el de Corvera, a pesar de la convocatoria de huelga de los tripulantes de cabina de pasajeros (TCP).

La aerolínea de bajo coste irlandesa ha explicado este jueves, en su página web, que prevé cumplir con su programación prevista, gracias a los «esfuerzos» de la gran mayoría de su tripulación de cabina española que ha confirmado que trabajará según lo establecido y no apoyará «esta lamentable huelga injustificada» de un pequeño número de trabajadores.

Mañana tendrá lugar la tercera jornada de huelga de los TCP de Ryanair en España de las diez convocadas por los sindicatos USO y Sitcpla que se suman a las llevadas a cabo los pasados días 1 y 2 de septiembre, para las que la compañía había cancelado previamente 14 vuelos.

La 'low cost' agradece «sinceramente» en su comunicación a todos sus pilotos y tripulantes de cabina españoles que no han apoyado el paro, al tiempo que invita a Sitcpla y USO «a volver a las conversaciones lo antes posible, dado que el cierre de las bases invernales con pérdidas como las canarias, debido a los retrasos en las entregas del avión Boeing Max, no se revocará por muchas huelgas sin sentido que se convoquen».

USO ha denunciado que Ryanair ha convocado a 11 tripulantes de las bases de Tenerife Sur, Las Palmas, Gerona, Málaga y Madrid-Barajas a rendir cuentas en su sede central de Dublín por haber secundado la huelga cuando no eran servicio mínimo.

Aunque Ryanair dice que se trata sólo de un proceso de investigación, USO asegura que las convocatorias se hacen siempre en las bases, mientras que en Dublín se abren los procedimientos disciplinarios, con lo cual, a su juicio, «no cabe duda de la clara intención de la compañía de perseguir a quienes ejercen su derecho a la huelga».

La organización sindical ha explicado que los trabajadores llamados a Dublín son «quienes tenían en su turno tanto la guardia en el aeropuerto o imaginaria, como las guardias en casa».

«Ninguna de esas dos tareas se considera servicio mínimo, ni fueron citados como tal por parte de la compañía», ha agregado.

USO ha exigido la intervención inmediata del Gobierno en lo que califica de nueva vulneración del derecho a la huelga que constituye, además según el sindicato, «una clara persecución sindical», para que «tome medidas y le ponga coto a los abusos de esta empresa contra los trabajadores españoles».

El sindicato ha pedido urgentemente una reunión con el presidente del Gobierno en funciones, Pedro Sánchez, «o la responsabilidad de los 500 despidos y los cientos de infracciones también recaerá sobre él», ha recalcado el secretario general de USO en Ryanair, Gustavo Silva.