Economía

La Airef estima que la recaudación por equiparar la fiscalidad entre diésel y gasolina sería de 1.318 millones

La Airef estima que la recaudación por equiparar la fiscalidad entre diésel y gasolina sería de 1.318 millones

José Luis Escrivá propone la creación en España de una agencia independiente de evaluación medioambiental

José Luis Escrivá, presidente de la Autoridad Independiente de Responsabilidad Fiscal (AIREF), ha explicado este viernes que la equiparación de la fiscalidad entre gasóleo y gasolina podría incrementar la recaudación en 1.318 millones de euros anuales. Su estimación ha sido anunciada durante la última jornada del curso «Las finanzas sostenibles y su importancia en el futuro de la economía», organizado por la Asociación de Periodistas de Información Económica y la Universidad Internacional Menéndez Pelayo, que cuenta con el patrocinio de BBVA.

El presidente de la institución ha destacado que España está por debajo de la media en fiscalidad verde: «La Unión Europea recauda en relación al PIB un 2,4% mientras que España está en 1,8%, seis décimas por debajo de la media europea en fiscalidad medioambiental».

Durante su intervención, Escrivá ha lamentado que, en el plano de las finanzas sostenibles y más específicamente, en su vertiente medioambiental, a España «en todos los temas de evaluación nos falta gobernanza, institucionalidad más fuerte y movernos directamente hacia los paradigmas mejores».

En este contexto, el máximo responsable de la Airef ha manifestado que, como existe en Holanda, sería una «muy buena iniciativa» que en nuestro país se cree una «agencia independiente de evaluación de todos los temas medioambientales para tener expertos especializados que hagan análisis objetivos sobre un tema tan importante para la sociedad».

En este sentido, Escrivá ha dicho que la dimensión ecológica está teniendo un «peso creciente» en las preferencias de la población, pero que la oferta de instrumentos todavía es «muy limitada», por lo que «hay que ver si simplemente nos quedamos con los bonos verdes y ya está o pensamos en otros modelos de capital riesgo, en instrumentos financieros distintos para que el recorrido de estas inversiones sea mayor».