Economía

IAG suprime el 90% de sus vuelos y cancela el dividendo

IAG suprime el 90% de sus vuelos y cancela el dividendo

El conglomerado de aerolíneas destinará todo el resultado de 2019, salvo la parte ya pagada como dividendo a cuenta, a la dotación de la reserva voluntaria para capear la crisis desatada por el coronavirus

IAG dejará su capacidad al mínimo hasta el comienzo del verano por la crisis del coronavirus. El conglomerado que agrupa a Iberia, British Airways, Vueling, Aer Lingus y Level ha comunicado a la CNMV que reducirá un 90% el número de asientos ofrecidos durante los meses de abril y mayo. El 10% restante corresponderá, prácticamente en su totalidad, a vuelos de repatriación y carga.

En un principio, IAG decidió reducir al 75% su capacidad durante este periodo. Pero el mantenimiento de las restricciones de los gobiernos europeos al sector aéreo por la expansión del Covid-19 ha provocado que el holding incremente este porcentaje.

En la misiva remitida a la CNMV la compañía también ha anunciado que British Airways ha aplicado un ERTE a la plantilla establecida en Reino Unido para los meses de abril y mayo. La compañía articulará esta medida, que afecta a más de 30.000 tripulantes y empleados de tierra, acogiéndose al esquema de retención de empleos Covid-19, un programa puesto en marcha en Reino Unido para apoyar a las empresas y que garantiza el 80% del sueldo base a los empleados afectados por suspensiones temporales de empleo.

La medida todavía tiene que ser acordada con los sindicatos, que sí han aceptado que 4.000 pilotos de la compañía obtengan cuatro semanas de baja no remunerada en abril y mayo. La semana pasada, IAG anunció que había ampliado una línea de crédito de 1.380 millones de euros de la aerolínea, sobre la que ha planeado una posible nacionalización en el Reino Unido que finalmente ha sido descartada.

«Las otras aerolíneas de IAG han recibido apoyo de esquemas similares de retención de empleo y de apoyo salarial para más de 17,000 empleados en España y están buscando apoyo similar en Irlanda», ha explicado el holding.

Suspensión del dividendo

Este mismo jueves, IAG ha anunciado que suspenderá su dividendo, que estaba fijado en un complemento de 0,17 euros por acción. En su lugar, el conglomerado de aerolíneas destinará todo el resultado de 2019, salvo la parte ya pagada como dividendo a cuenta, a la dotación de la reserva voluntaria. IAG notificó hace unos días que cuenta con una liquidez de 9.300 millones de euros para afrontar la crisis.

Además de retrasar el dividendo, el consejo de administración de la compañía ha acordado retrasar la fecha de la junta general de accionistas a finales de septiembre. En principio, este encuentro se iba a celebrar durante el mes de junio.

Tal y como informó este periódico, las cotizadas españolas recortaron solo la semana pasada dividendos valorados en 14.000 millones de euros. En los últimos días compañías como Neinor Homes han notificado a la CNMV que aplazarán el dividendo.

El sector aéreo es uno de los más damificados por la crisis sanitaria. Las aerolíneas están ejecutando ERE temporales y suspendiendo sus inversiones para contener los costes y capear la crisis. Tras anunciar estas medidas, IAG ha despuntado un 1,14% en Bolsa, hasta lo 2,31 euros por acción.