Economía

El Ibex 35 se abona al terreno de las pérdidas y abre a la baja por la incertidumbre internacional

El Ibex 35 se abona al terreno de las pérdidas y abre a la baja por la incertidumbre internacional

La principales bolsas europeas tampoco ven motivos para el rebote y registran ligeros retrocesos: París se deja un 0,36%, Londres un 0,21%, Milán un 0,57%, Lisboa un 1,29% y Fráncfort un 0,32%

La incertidumbre internacional tiñe los mercados de rojo. A la guerra comercial entre las dos principales potencias se suma la crisis italiana cuyo calendario se comenzará a despejar esta tarde, la sorda presencia del Brexit con la posibilidad de un portazo a la UE por parte del nuevo gobierno británico, las protestas en Hong Kong con un Pekín cada vez menos paciente y, ahora, la situación de Argentina. Un cóctel de difícil digestión para los mercados. En concreto, el selectivo español ha abierto con una caída del 0,60% hasta los 8.626,9 puntos alejándose de la cota de los 8.700 puntos.

Todo ello, en línea con las principales plazas europeas: París se deja un 0,32%, Milán un 0,57%, Londres un 0,12% y Fráncfort un 0,27%. El índice de referencia Eurostoxx 50, que agrupa al medio centenar de compañías europeas con mayor liquidación en Bolsa, cae también un 0,31%.

Dentro del Ibex 35 el panorama no es mejor. con la mayor parte de los valores en terreno negativo, destacan los resultados míxtos de la banca que representa un tercio del selectivo: Mientras Caixabank rebota un 0,38% y Banco Sabadell un 0,13%, otras cotizadas como Banco Santander (-0,68%), Bankinter (-0,66%), BBVA (-0,26%) y Bankia (-0,06%) registran retrocesos.

Anoche, Wall Street volvió a cerrar en negativ y su principal indicador, el Dow Jones de Industriales, ha retrocedido un 1,49%, ante el retroceso de la rentabilidad de los bonos del Tesoro estadounidense a diez años hasta nuevos mínimos. En esta senda descendente, el índice estadounidense agujereó la cota psicológica de los 26.000 enteros. Por su parte, el S&P 500 se dejó un 1,23%, o 35,96 puntos, hasta los 2.882,69, mientras el Nasdaq, que reúne a los principales valores tecnológicos, cayó un 1,20%.

Precisamente, entre los principales damnificados de la jornada, uno de los puntales de la denominada economía colaborativa: Uber. La compañía de vehículos de alquiler con conductor vió, por segunda sesión consecutivo, sus títulos caer un 7,62% cerrando en 37 dólares por acción y marcando un nuevo mínimo que se suma al desplome del 8,59% del viernes tras la publicación de resultados peros de lo esperado.

Por su parte, las bolsas asiáticas, también mostraban a primera hora de la mañana un mal desempeño: El Nikkei japonés cerraba la sesión con una caída del 1,11% mientras el Kospi coreano se dejaba a primeras horas de la mañana un 0,85%. Los tres parqués chinos más importantes también se teñían de rojo, especialmente el Hang Seng honkonés, que se dejaba más de un 2%.

Todo ello, después de una jornada en la que el principal índice de la Bolsa de Buenos Aires - el S&P Merval- ha registrado una caída de casi el 38% - el 48% si se estima en dólares- que representa, según Bloomberg, el segundo mayor desplome en un índice bursátil en los últimos 70 años solo superado el sucedido en Sri Lanka en 1989 cuando su principal mercado se precipitó un 61,7%. Se da la ironía de que el país americano también protagonizó el tercer mayor desplome bursátil de las últimas tres décadas en una crisis anterior, en 2002, en plena resaca del «corralito» cuando el Merval cayó un 45,2%.