Economía

¿Cuál es el país con el alcohol más barato de la zona euro?

¿Cuál es el país con el alcohol más barato de la zona euro?

Los precios más altos para las bebidas alcohólicas se observaron en Finlandia (182%), Irlanda (177%) y Suecia (152%)

El nivel de precios de las bebidas alcohólicas en España se situó 16 puntos por debajo de la media de la Unión Europea (UE) en 2018, convirtiéndose en el país con el alcohol más barato de toda la zona euro y el quinto entre los Veintiocho, según el análisis realizado por la oficina estadística europea, Eurostat.

En el caso de España, el precio de las bebidas alcohólicas era en 2018 el 84% de la media del conjunto de la UE, solo por encima del 74% de países como Bulgaria y Rumanía, así como del 77% de Hungría y del 82% de Chequia, todos ellos países al margen de la zona euro. Por contra, los precios más altos para las bebidas alcohólicas se observaron en Finlandia (182%), Irlanda (177%) y Suecia (152%).

Asimismo, España fue el séptimo país de la zona euro con el tabaco más barato y el primero entre las grandes economías de la región, con un precio equivalente al 83% de la media de la UE. Entre los Veintiocho, los menores niveles de precios correspondieron el año pasado a Bulgaria (49%), Polonia (60%) y Croacia (62%), mientras que los más altos se registraron en Reino Unido (204%), Irlanda (201%) y Francia (141%).

En cuanto a los precios de los alimentos y las bebidas no alcohólicas, España se situó el año pasado por debajo de la media de la UE, con un nivel de precios equivalente al 95%, el cuarto más bajo entre los países de la zona euro y el noveno de toda la UE.

En concreto, el precio del pan y de los cereales en España se situó en 2018 ligeramente por encima de la media de la UE, con un 108%, mientras que el precio de la carne fue el 89% de la media europea, y el de los huevos, la leche y el queso alcanzó el 96% del precio medio de la UE.

Entre los Veintiocho, Dinamarca registró en 2018 el nivel de precios más elevado para los alimentos y las bebidas no alcohólicas, con un 130% respecto de la media de la UE, por delante de Luxemburgo y Austria, con un 125% en ambos casos.

En el extremo opuesto, los países más baratos para comer y beber fueron Rumanía, con un 66% de la media de precios de la UE; Polonia, con el 69% y Bulgaria, con un 76%.