Economía

Abengoa cerrará «en las próximas horas» un acuerdo sobre la refinanciación de su deuda

Abengoa cerrará «en las próximas horas» un acuerdo sobre la refinanciación de su deuda

El pasado viernes, Abengoa explicaba que aún no había podido completar el proceso de documentación de la operación que le permitiría firmar el acuerdo de reestructuración y se daba de plazo hasta este martes 4 de agosto para lograrlo

Abengoa cerrará «en las próximas horas» un acuerdo sobre la refinanciación de su deuda, según han avanzado este lunes a Efe fuentes próximas a la negociación, ya que sólo quedan por amarrar algunos flecos para poner fin a los problemas de liquidez de la compañía y garantizar su viabilidad.

El pasado viernes, Abengoa explicaba que aún no había podido completar el proceso de documentación de la operación que le permitiría firmar el acuerdo de reestructuración y se daba de plazo hasta este martes 4 de agosto para lograrlo.

Se trataba de la tercera prórroga que la compañía se concedía a sí misma y, siempre según las fuentes consultadas, salvo sorpresa de última hora no hará falta ampliar el plazo pues la operación está «encarrilada», aunque por la complejidad del proceso, quedan por cerrar algunos últimos flecos.

Fuentes financieras explicaron a Efe que Abengoa intentaba desde el pasado jueves recabar el apoyo de los bancos para conseguir 35 millones y llegar a los 250 millones que busca para cerrar la refinanciación de su deuda.

Plan de reestructuración

El plan de reestructuración de Abengoa pasa por cuatro puntos: la financiación del ICO, la concesión de avales, el acuerdo con sus proveedores y acreedores, así como la modificación de las condiciones de sus bonos.

La nueva financiación y los avales los recibirá Abengoa Abenewco 1, que es desde 2017 la sociedad de cabecera de todo el grupo y eso supondrá la ruptura del grupo económico actual, encabezado por Abengoa, que pasará a ser un accionista minoritario de Abenewco.

Está por ver si Abengoa consigue el apoyo del 95 % de los acreedores de una deuda de 153 millones y se libra de su disolución, porque el plan de reestructuración de la compañía no es suficiente para ello y desde mayo está en causa de disolución.

Para reequilibrar el patrimonio y asegurar el cumplimiento del plan de negocio actualizado, el grupo acordó suscribir una nueva línea de liquidez por importe de 250 millones de euros y un plazo de cinco años, con garantía del Instituto de Crédito Oficial (ICO).

También decidió solicitar avales 'revolving' (para disponer de nuevo crédito a medida que se devuelve) por 300 millones, a fin de cubrir las necesidades del negocio hasta finales de 2021.

Asimismo, propuso intentar cerrar un acuerdo con proveedores y otros acreedores con deuda vencida para desconsolidar esa deuda del perímetro de Abengoa Abenewco 1, otorgándoles a cambio un derecho preferente al cobro contra la realización de determinados activos.

Pero para poder acometer todas estas medidas, Abengoa necesita llegar a un acuerdo con sus acreedores financieros, entre ellos el propio Estado, a través del ICO, que estaría dispuesto a poner 50 millones, siempre según las fuentes financieras consultadas por Efe.

Comentarios