Deportes

Muere Capón, leyenda del Atlético de Madrid

Muere Capón, leyenda del Atlético de Madrid

El lateral izquierdo conquistó dos Ligas, una Copa y la Copa Intercontinental como rojiblanco

Tras la reciente muerte de Joaquín Peiró, el Atlético de Madrid vuelve a estar de luto por el fallecimiento de José Luis Capón, lateral izquierdo rojiblanco en la década de los 70.

Inconfundible por su gran bigote y larga melena, José Luis Capón (Madrid, 6-2-1948) conquistó dos títulos de Liga (1973 y 77), uno de Copa (76) y la Copa Intercontinental (75). Disputó 269 partidos con el Atlético de Madrid a lo largo de nueve temporadas y marcó nueve goles. Internacional con la selección absoluta española en 13 ocasiones, el exjugador ha fallecido a los 72 años de edad, según ha informado el club. "Con la marcha de Capón, la familia atlética pierde a otro de los símbolos que lo dieron todo por este club dentro y fuera del terreno de juego. Desde el club, el presidente, consejero delegado y nuestro consejo muestran su más sincero pésame a todos sus familiares y amigos", señala el Atlético en su web..

Compañero de ilustres rojiblancos como Gárate, Luis Aragonés o Adelardo, Capón, atlético desde niño, vivió dos etapas como jugador de la primera plantilla (1970-1971 y 1972-1980) porque en la temporada 1971-72 fue cedido al Burgos. Comenzó su carrera como lateral diestro, pero brilló en el perfil zurdo de la zaga, donde suplió a otra leyenda como Isacio Calleja, que finalizaba su etapa como futbolista. Jugador polivalente, también ocupó otras posiciones en el terreno de juego como la de central o la de mediocentro.

El defensa debutó con el Atlético el 24 de enero de 1971 en Vigo en un partido ante el Celta, disputando jugando 36 minutos. Aquel due le primero de los 269 encuentros oficiales que disoutño con la camiseta rojiblanca (200 de Liga, 34 de Copa, 14 de Recopa, 13 de Copa de Europa, 6 de la Copa de la UEFA y 2 de la Intercontinental).

El 25 de noviembre de 1980, Capón vivió un partido homenaje en el Vicente Calderón que puso punto final a su periplo como rojiblanco en el que se enfrentó el Atlético de Madrid con un combinado de la Unión Soviética. Tras abandonar club rojiblanco, militó una temporada en el Elche, en Segunda división.