Deportes

El Madrid vuelve a chocar contra el Chacho

El Madrid vuelve a chocar contra el Chacho

La escalada del Real Madrid en la Euroliga acabó a los pies del Armani Exchange Milan (76-80). Después de siete victorias seguidas, 12 en las últimas 13 jornadas, los blancos volvieron a caer contra el equipo de Ettore Messina, que ya se había llevado el combate en la capital lombarda. El equipo de Pablo Laso logró llegar con opciones a los segundos finales de un partido que perdía por 17 puntos, pero Sergio Rodríguez, verdugo también en la ida, y el exazulgrana Malcolm Delaney frustraron la remontada.

Armani lleva tiempo metiendo dinero a fondo perdido en su equipo de baloncesto pero no acaba de sacarle rédito. No es el Khimki, una caricatura, sino una colección de talento que aún necesita coger cuerpo. Eso sí, cuando todo está afinado, es un rival al que nadie querría encontrarse en un cara o cruz. Ya lo vivió el Madrid en Milán y volvió a sufrirlo en el Wizink Center.

Si no era Punter era Delaney, si no era Hines era Tarczewski. Demasiadas vías de agua para taparlas todas. El Milan cogió temperatura en el tercer periodo y ante un Madrid errático conjugó un parcial de 2-19 que pareció dejar sentenciado el partido hasta que, revolviendo en el cajón de sastre, Laso encontró una manera de frenar la hemorragia: juntando a Edy Tavares y su relevo, Alex Tyus.

El último fichaje blanco tiene el corte de Marcus Slaughter, un pívot que suple la falta de centímetros con movilidad y capacidad atlética. Llegó para dar descanso a Tavares, pero en su debut se encontró compartiendo minutos con el caboverdiano. La pareja, aunque extraña, funcionó, y logró echar el cerrojo al aro a tiempo para darle una última opción a los blancos.

Jaycee Carroll, finísimo en los últimos partidos, sacó la máquina de imprimir puntos (30) para que el partido llegara apretado a los segundos finales (74-77), pero entre el Chacho y Delaney despacharon 10 de los últimos 12 puntos del Armani Milan para poner a salvo el triunfo lombardo.