Cultura

La RAE pide que la Ley Celaá "no ponga en peligro el uso del español en ningún territorio del Estado"

La RAE pide que la Ley Celaá

La Ley Celaá sigue preocupando, y mucho, a la Real Academia Española (RAE). Tras su aprobación, este jueves en el Congreso gracias al apoyo al Gobierno por parte de los nacionalistas y sus socios de izquierdas, la institución que vela por el español ha emitido un comunicado en el que confía en que el Gobierno "proteja el artículo 3 de la Constitución, que dispensa al español como lengua oficial del Estado que todos los españoles tienen el deber de conocer y el derecho de usar".

Así, la Academia expresa su preocupación por que la octava ley educativa de la democracia, impulsada por el PSOE y Unidas Podemos, "no ponga en cuestión el uso del español en ningún territorio del Estado ni promueva obstáculos para que los ciudadanos puedan ser educados en su lengua materna y accedan a través de ella a la ciencia, a la cultura, o, en general, a los múltiples desarrollos del pensamiento que implica la labor educativa".

La RAE, que asegura que está "siguiendo atentamente los pormenores que conciernen al uso de la lengua española en los diversos niveles de enseñanza" de la nueva norma, no duda en defender la importancia del español. Para la Academia, es "un bien de valor incalculable, que es patrimonio común de las naciones y los pueblos que lo usan como lengua de comunicación y de enseñanza, y obliga a todos los Gobiernos, especialmente el de España, a garantizar su conocimiento y libre utilización".

También comunica su "disponibilidad para prestar cualquier tipo de asesoramiento" al Gobierno sobre el uso del español.

La Ley Celáa ha salido adelante por los pelos por 177 votos a favor (uno más de lo que marca la mayoría absoluta) frente a 148 en contra y 17 abstenciones.Ha obtenido el apoyo de ERC, el PNV, Más País, Compromís y Nueva Canarias. JxCat y Bildu se han abstenido junto al BNG, Teruel Existe y la CUP. Han rechazado la norma el PP, Vox, Ciudadanos, UPN, Coalición Canaria, Foro y el PRC.