Cultura

El sector en pleno acusa al ministro de Cultura de "crispar los ánimos" y los actores promueven un "apagón cultural"

El sector en pleno acusa al ministro de Cultura de

Una treintena de asociaciones y sindicatos de las artes escénicas, música, cine y gestión cultural han acusado este jueves al ministro de Cultura, José Manuel Rodríguez Uribes, de "cripar los ánimos" de la industria al descartar, por el momento, la adopción de medidas específicas para paliar la crisis en el sector. La Unión de Actores, por su parte, va más lejos y propone un "apagón cultural" de 48 horas los días 10 y 11 abril.

Los firmantes le advierten, tras su rueda de prensa del pasado martes, de que "todavía está a tiempo de liderar la defensa de la Cultura" en Europa y en España y ofrecen su colaboración para trabajar en medidas de apoyo, conjuntamente con los Ministerios de Hacienda, Trabajo y Seguridad Social.

"No se trataba de decir a la ciudadanía que lo primero es la salud, como si no estuviéramos de acuerdo y que las ayudas a la cultura se encuentran incluidas en el paquete general para todas las empresas y trabajadores españoles, lo obvio es innecesario decirlo", señalan en un comunicado difundido hoy.

Le reprochan al ministro su falta de liderazgo y le acusan de "crispar los ánimos de las más de 700.000 personas que viven de las industrias culturales" y de mostrarles ante la opinión pública como "un sector insolidario" por proponer medidas unilaterales.

En este sentido, subrayan que el mundo de la cultura está mostrando "su máxima solidaridad con la ciudadanía desde el primer día del confinamiento", en muchos casos poniendo a disposición sus obras de forma gratuita, e insisten en que el principal problema que tienen para poder beneficiarse de las medidas aprobadas por el Gobierno es el de la intermitencia de los contratos.

"Nuestro sector es específico y necesitamos medidas específicas, que contribuyan a mantener el tejido empresarial y a los artistas y técnicos, penalizados por su intermitencia, que hace imposible que puedan beneficiarse de las medidas sociales aprobadas para el resto de los trabajadores", señalan.

La carta la firman, entre otros, la Asociación de Directores de Escena, la de Autores Teatrales, la Unión de Actores, la Federación de Exhibidores de Cine (FECE), la federación estatal de empresas de teatro y danza (FAETEDA) , el sindicato de artistas líricos, la asociación de técnicos del espectáculo (ARTE), la federación estatal del circo, la de músicos asociados FEMA, festivales de música clásica, CCOO o UGT.

También recuerdan que desde el sector de las artes escénicas le enviaron al ministro un documento con 52 propuestas laborales, fiscales y tributarias y reiteran su petición de que sean estudiadas para "dar una respuesta real y eficaz".

Desde que comenzó la crisis sanitaria, el ministro de Cultura y Deporte ha mantenido varias rondas de reuniones telemáticas con los principales representantes de las distintas disciplinas y actividades culturales para tomar nota de sus necesidades y facilitar que puedan acogerse a las medidas generales aprobadas por el Gobierno.

Sin embargo, en su primera comparecencia ante la prensa el pasado martes descartó la creación de fondos u otras medidas específicas para la cultura al considerar que ésta es una crisis global y que "el apoyo transversal e inclusivo es lo más razonable".

No descartó que esas medidas sectoriales, que sí están adoptando otros países europeos como Francia o Alemania, se puedan tomar más adelante.

48 horas sin cultura

Por otro lado, la Unión de Actores y Actrices ha propuesto "un parón de 48 horas" en redes sociales los días 10 y 11 de abril para que la cultura no esté presente en protesta por la decisión del Ministerio de Cultura de no adoptar medidas específicas para la paliar la crisis en el sector.

Según este sindicato, la decisión supone "una no consideración de un sector que se ahoga poco a poco, día a día, y que ve como según van pasando las semanas no se toman medidas específicas para sus trabajadores y trabajadoras".